Cultura Japonesa

Esta cultura se formó a raíz de las migraciones orientales e islas del océano Pacífico, incluyendo la posterior influencia china, coreana y de otros países occidentales. Dentro del contexto que originó la cultura nipona, resultaron una variedad de tradiciones y una filosofía basada en el honor. Los propios japoneses conscientes de su pasado, dividen su historia en seis grandes etapas:

Senshi (10000 A.C. – 710 D.C.).

En este período se destaca la introducción de la cerámica, el uso del metal y el trabajo de la agricultura. Posteriormente, se inicia el control político centralizado con el mando la emperatriz Suiko, en la provincia de Yamato.

Kodai (710 – 1185 D.C.).

A partir del año 710, el budismo y el confucianismo fueron utilizados con fines políticos para favorecer a la autoridad en el poder. Cierra este ciclo, con la dominación del clan familiar Fujiwara, quienes al no poder controlar el territorio con algunos estados independientes, llamados shoen y dirigidos por samuráis, fueron reemplazados por la familia Taira.

Shusei (1185 – 1568 D.C.).

El enfrentamiento contra los Taira, llevó al poder a Minamoto, un shogun que estableció un gobierno militar, en Kamura. Minamoto se encargó de la defensa del país contra la invasión mongola, que desencadenó una guerra civil, conocida como Sengoku.

Kinsei (1568 – 1868 D.C.).

Se inicia un movimiento de reunificación del país, formándose un sistema feudal que centralizaba el poder dominado por los samuráis.

Kindai (1868 – 1926 D.C.).

Luego de un período de aislamiento del mundo, con los avances diplomáticos de otros países, comenzó la occidentalización de Japón. En 1889 se redacta la primera Constitución, y durante el gobierno de Taisho, se reconoce a Japón como una potencia.

Gendai (1926 – Actualmente).

La nación nipona invade militarmente Manchuria y China, y luego, en 1941, atacan la base naval de Pearl Harbor. Después de un largo y doloroso período de guerra, la economía japonesa despegó hasta ser una de las más desarrolladas del mundo.

Si hay algo que destacar de la cultura japonesa, son sus valores, en cuanto a la educación, trabajo duro, disciplina y prioridad de los objetivos nacionales sobre los personales. Así, en la sociedad nipona, las relaciones interpersonales están enmarcadas por los ideales de honor, obligación y deber, soportados por cuatro principios:

• Verticalidad en las relaciones o tate shakai.
• Culto a la forma o rei, que incluye espiritualidad, respeto, consideración, decoro y reverencia.
• Armonía social o wa.
• Dualidad, en cuanto los verdaderos pensamientos personales o honne, y las opiniones mostradas en público o tatemae.

En el país del Sol Naciente las relaciones sociales se basan en 3 fundamentos básicos de su cultura (honor, deber y obligación) todo japonés recto y digno debe poseer estas cualidades tratando de llevarlas siempre por delante y detentarlas al máximo en su vida cotidiana. La cultura japonesa se conoce a nivel mundial por el nivel de perfeccionismo y por sus fuertes lazos a un pasado místico.

Uno de los rasgos culturales más fuertes del Japón es el respeto por su vestimenta antigua utilizando el kimono como principal elemento distintivo que es utilizado sin diferencia de género para ocasiones especiales y ceremonias religiosas, un punto clave de los kimonos es la zona de las mangas, ahí los japoneses identifican a las mujeres casadas de las solteras, dentro de este tipo de vestimenta existen variaciones de igual manera, ya que los maestros y la gente común en época de verano utilizaban un kimono de una sola pieza llamado yukata, para las antiguas ceremonias sagradas se utilizaba una vestimenta especial llamada hakata. Junto con estas tres prendas a manera de ceñidor tenemos el uso de una fajilla conocida como obi.

Gastronomía

La gastronomía japonesa es considerada en la actualidad como una de las más ricas, variadas y nutritivas a nivel mundial ya que basa su preparación en 5 elementos básicos de corte naturista como lo son el arroz, el mijo, el frijol el trigo y la avena así como en una gran cantidad de productos marinos y de ríos y unas pocas carnes como el pollo o la res., la bebida más extendida es el té verde. El idioma del Japón es el noveno más hablado a nivel mundial y se estima que tiene alrededor de 130, 000, 000 de hablantes, se considera dentro del tronco lingüístico de las lenguas ryukyuenses que son las lenguas primitivas del sur del país y parte integral y principal de las lenguas japónicas, la lengua fundamentalmente se puede traducir como una lengua aglutinante y una de las más complejas en cuanto a sus reglas a nivel mundial, su escritura se basa en kanjis que son logogramas dotados de una carga silábica y son la manera de expresar físicamente las lenguas japónicas.

Arte

El arte japonés siempre ha estado fuertemente influenciado por las culturas eclécticas y costeras, es por esto que mucho de su arte son escenas de guerra, cacería o migraciones mitológicas relacionadas fuertemente al océano, al ser Japón una isla, este elemento siempre ha marcado una tangente a seguir dentro de las expresiones artísticas, estas antiguas culturas se consideran de origen animista-humanista por lo que la naturaleza y el ser humano siempre han estado interrelacionados de una manera muy profunda.



Una flor muy importante relacionada a la cultura japonesa es la flor de cerezo. En Japón a esta flor se la denomina “Sakura”, y su color rosa pálido se asocia a los vestigios que pudieran quedar en ella de la sangre derramada por los guerreros samuráis. Dicha tonalidad sumado al hecho de que su recorrido en el mundo floral es de apenas dos meses al año hace que represente la vida y lo corta que puede ser ésta, al igual que fue la de muchos samuráis que cayeron en batalla. El florecimiento de los cerezos es de muy corta duración, suele suceder desde los últimos días del mes de marzo hasta los primeros días del mes de abril. Debido a la belleza de esta flor y su efímera existencia, es una flor que en Japón evoca la sutileza, la delicadeza y la belleza de lo etéreo. Cuando florece el cerezo millones de japoneses se preparan para el Hanami, una antigua tradición que se remonta al siglo VIII según algunos registros y la cual consiste simplemente en tomarse el tiempo para poder apreciar la belleza que otorga esta hermosa flor.

Según la mitología de Japón, los cuatro puntos cardinales está resguardados por cuatro seres sagrados, estos seres son de origen divino y están relacionado con su representación en la bóveda celeste nocturna, su función es la de proteger los cuatro flancos de la Ciudad Sagrada de Kyoto donde también tienen edificados diversos lugares de culto.

Suzaku - Es un ave fénix que guarda y protege a la Ciudad de Kyoto desde el costado sur y simboliza el fugo y el calor del verano, su representación es la clásica ave color magenta cubierta con lenguas de fuego.

Genbu - Este es el guardián del norte y se representa comúnmente como una serpiente enroscada alrededor de una tortuga simbolizando la tierra y el invierno.

Byakko - Un enorme y fiero tigre blanco es el guardián de la entrada del oeste y simboliza el otoño y el viento, según la mitología este tigre es capaz de emitir un portentoso rugido que atrae lluvias y tempestades.

Seiryu - Él es un gran dragón de color azul que protege Kyoto desde el este y representa fertilidad, al agua como líquido fundamental y a la primavera donde todo florece, su templo "kiyomizu" contiene una fuente de la que hay que beber a la media noche para así iniciar con su culto durante la madrugada.

Existen unos arcos tradicionales en el Japón llamados Tori, generalmente se encuentran a la entrada de los Santuarios Sionistas (Jinja) y su función es dividir el plano profano del sagrado. Constan de dos grandes columnas cilíndricas generalmente decoradas en color rojo. En Japón, los templos de la Diosa Inari poseen no solo el Torii de acceso sino que llegan a formar grande pasadizos que ven a estos arcos desplantarse uno tras otro, se dice que Inari la Diosa de la fortuna y el éxito ayuda a tener éxito en los negocios.

Una antigua leyenda japonesa relata que la diosa del sol Amaterasu, sumamente molesta con un humano, se ocultó en una caverna y tapando la entrada con una roca provocó un gran eclipse total de sol. Los hombres, temiendo que el sol no volviera, construyeron por consejo de un sabio una gran pértiga para pájaros y colocaron allí todos los gallos del pueblo. Cuando los gallos comenzaron a cacarear ruidosamente, la diosa no resistió la curiosidad y se asomó fuera de la cueva, abriendo de nuevo la entrada que había ella misma sellado. Un enorme luchador de sumo empujó entonces la roca, permitiendo salir al sol de la oscuridad de la cueva. El arco donde se apostaron los gallos fue el primer arco Torii que separaba el mundo del ser humano con el ámbito sagrado donde el sol se escondió.

La religión en Japón es difícil de descubrir ya que las personas generalmente están más vinculadas a rituales ancestrales de la cultura shintaísta o sionista, esto hace complicado el hablar del tema pero se piensa que por generalidad el Shinto es la religión dominante en el Japón aunque se tienen grandes congregaciones relacionadas con las religiones dhármicas

Tip

Se puede visitar el parque Masayoshi Ohira en la Ciudad de México, para llegar es necesario bajar del metro en la Estación General Anaya, regresando una cuadra sobre la avenida Calzada de Tlalpan encontrarás una vinatería, en esa calle debes ingresar por el acceso peatonal y 3 cuadras más adelante te encontrarás con este parque que durante unas décadas estuvo olvidado, lo que provocó que desapareciera su laberinto circular hecho con arbustos y se quemara una parte. En 2015 el espacio fue rescatado y se le dio el nombre de Parque Masayoshi Ohira, en honor al primer ministro de Japón de 1968 a 1969, quien se convirtió en el primer político japonés en visitar nuestro país. Si bien el parque no poseía cerezos como los clásicos parques nipones en un inicio, cuenta con ciruelos, sauces y pinos. Además de un riachuelo y un lago que te hacen sentir casi como en el país del sol naciente. En 2015 este parque adquirió sus primeros árboles de cerezo que fueron parte de la remodelación del espacio y que fueron donados por la Comunidad Japonesa en México.

Quizás te pueda gustar

Deja un comentario