El Budismo

El Budismo a pesar de lo que se dice y se puede pensar no es como tal una religión, sino una doctrina espiritual, esta doctrina nace hace 3,200 años aproximadamente, hoy en día practicada por una mil millones de personas alrededor del mundo y se considera el legado directo y las enseñanzas de Buda (Siddhartha Gautama), mediante esta doctrina se busca la transformación individual del espíritu con la meditación como base y con el fin de obtener bienestar y sosiego, el punto más alto de estas doctrinas es la iluminación del ser, el traspasar las barreras propias de la mente del ser humano para llegar a un estado de conciencia superior.

Las prácticas Budistas, como la meditación, son un medio para que uno mismo se transforme, desarrollando las cualidades de conciencia, bondad y sabiduría. La experiencia desarrollada dentro de la Tradición Budista durante miles de años creó un recurso incomparable para aquellos que desean seguir un sendero de desarrollo espiritual, el budismo se considera una ramificación de las religiones dhármicas,. El budismo tiene sus orígenes en la India aproximadamente para el año VI a.C. lo que la convierte en uno de los dogmas religiosos más antiguos de la humanidad, estas enseñanzas se extendieron rápidamente a todo Asia, cuenta con al menos 19 escuelas y se pueden distinguir dos variantes principales:

El Budismo Theravada que es la escuela que siguen las enseñanzas a la muerte de Buda y su significado podría traducirse como “doctrina antigua” y se considera la más antigua y cercana a las enseñanzas de su líder basando su tradición en el “Canon Palii” que habla de la traducción directa de los mandaos de Buda. Toda esta escuela se basa en alcanzar diferentes estados psicológicos o de iluminación, algo muy complejo y que solo el mismo Buda logró dominar a la perfección, los principales estados donde se sigue este llamado budismo Antiiguo, son Laos, Camboya, Birmania, Tailandia y Sri Lanka.

El Budismo Mahayana tiene sus bases en China, El Tíbet, Japón, Corea y Taiwan, esta es la escuela con más adeptos en la actualidad y es un poco más flexible que el Budismo Theravada, se basa en la mezcla y adaptación de todas las primeras corrientes budistas para su asimilación e inserción dentro del mundo moderno. Ellos basan tus tradiciones en las enseñanzas de Buda pero como un método más que como una religión (es por eso que esa que es la escuela más extendida del budismo nos dice que esto es un método, una doctrina, no una religión), ven a Buda más que como un Dios como un guía espiritual y fundador de la doctrina budista, los monjes Budisttas están estrictamente educados bajo las doctrinas antiguas de Buda pero pensando que esto es una transformación, que las doctrinas y el método no pueden ser estáticos en el tiempo y que solo así se logrará la iluminación de más personas dentro del budismo.

Una vez que en Francia comenzó a existir la escultórica como elemento central de los conjuntos religiosos, esta corriente penetró en toda Europa occidental y la influencia del arte francés comenzó a tomar una importancia que hasta la fecha se ha mantenido a nivel mundial, en Italia, Alemania y España la presencia de arte Gótico basado en las reglas francesas es impactante, quizás el escultor Gótico más afamado sea Claus Sluter que aunque nació en los Países Bajos dejó una huella imborrable en Francia y en el mundo mediante la exposición de esta escultórica.



El Buda nació como un ser humano normal que, a través de su esfuerzo, alcanzó un estado de perfecta sabiduría y completa sensibilidad hacia todo lo que existe. Dicho en otras palabras, él despertó a su propio potencial y a la naturaleza verdadera del mundo que le rodeaba. A este estado tradicionalmente se le denomina "Iluminación" y es la esencia de la enseñanza budista. Todas sus doctrinas y prácticas están hechas para ayudar al ser humano, hombre o mujer, a llegar a su propio potencial de Iluminación.

Desde los tiempos del Buda muchos otros hombres y mujeres también han alcanzado el estado de iluminación, sin embargo, el título de "el Buda" se reserva generalmente para el pionero, Siddharta Gautama, el hombre que descubrió el sendero a la iluminación y que indicó el camino para que otros lo siguieran. La máxima autoridad del budismo no es una persona, sino más bien los designios de Buda Gautama conocidos como sutras.estos sutras son las palabras y enseñanzas de la mente de Buda que plasmó mediante su cuerpo físico cuando logró la separación de las dos entidades que forman al ser humano que necesita el dominio de tres características universales: la impertinencia, la insustancialidad y el sufrimiento; son tres simples cosas que todo budista aspira dominar algún día pero el camino a la iluminación que se logrará al desprender estas características de la mente y el cuerpo es complicado porque “la mente juega en tu contra”.

El karma que son los procesos lógicos de la mente son los rectores de la universalidad budista reflejados en los procesos del universo (inorgánico, orgánico, psicológico, moral y trascendental) el manejo del karma es indispensable para conseguir la iluminación final. El símbolo principal del budismo es el Discurso de las Causas o Maha-Nidanta Sutta que resume en forma de una cadena de 12 eslabones el proceso de vivir y existir que los encadena a un proceso permanente de sufrimiento y un estado de sacrificio constante ya que durante la vida una sola persona se construye y destruye constantemente, el dharma chakra representa el noble camino óctuple que enseñó el Buda histórico para alcanzar la iluminación, o la liberación del ciclo de encarnaciones en el mundo de los fenómenos.

Encontramos que algunos de los símbolos principales del budismo se tratan de representaciones naturistas o animistas de plantas y flores. El árbol de Bodhi simboliza el árbol original en Bodh Gaya, en la India, donde el Siddhartha Gautama se sentó a meditar hasta alcanzar la iluminación. La flor de loto representa la pureza primordial del cuerpo, el habla y la mente que flota por encima del lodo, que a su vez representa las emociones negativas como el apego y el deseo, solamente las personas iluminadas pueden sentarse en la posición de flor de loto y la misma flor renacerá dejándolos a ellos como botones a partir de los cuales la flor abre sus pétalos, el grado máximo de iluminación llega cuando la persona puede mantenerse como centro de una flor de loto con sus ojos totalmente abiertos, esto significa que el estado de meditación ha llegado al máximo y se puede vivir físicamente con la anuencia y en contacto directo con Buda.



Una persona en plena comunión con Buda es depositario de otro de sus símbolos máximos, loas ojos de Buda son conocidos como “ojos de la sabiduría”. Estos ojos son un símbolo de la presencia de conciencia divina en todo lo que existe. La línea ondulada en medio de los ojos es el símbolo sánscrito simbolizando la unidad de todas las cosas. Finalmente, el punto en medio de ambos ojos es el tercer ojo y simboliza el verdadero despertar espiritual a las doctrinas y mandatos de Buda que no es un símbolo para la adoración porque Buda no es un Dios, sino un ser humano normal que alcanzó la iluminación a través del noble camino óctuple de la meditación y represión de los sentimientos oscuros del ser humano. Las imágenes de Buda no pretenden invitar a la idolatría, sino recordarnos el potencial para mediante sus enseñanzas y decretos lograr la iluminación.

Quizás te pueda gustar

Deja un comentario